Hoy os hablaré de una mutación realmente bonita y llamativa y que, si todo sale como Dios quiere, estará en nuestro aviario en la próxima semana, para seguir completando la colosal colección de agapornis que existen a día de hoy, un reto difícil pero que intentaremos completar en la medida de lo posible. Esta nueva mutación (lleva poco tiempo existiendo) es un cruce entre un fischer verde ancestral y un fischer lutino, y adquirió el nombre de Fischer Euwing.

Lo más llamativo de esta mutación es la forma como se diluye el color por el pecho, dándole un tono amarillo realmente característico, que si le sumamos el gran aumento de la eumelanina que tiene en las alas consigue que se le quede el manto intacto. También cabe destacar la forma de V que tiene este pájaro en su parte porterior entre el manto y sus alas.

Esta mutación existe en línea verde pero también en línea azul, a continuación te dejo unos cuantos ejemplares de fischer euwing para que los conozcas un poco más.