Diferentes estudios han confirmado que el ritmo estresante de las ciudades hace que algunas aves posiblemente se vuelvan agresivas.

Esto según un estudio realizado en Estados Unidos, que revela que en gorrión melódico puede llegar a ser el más agresivo a la hora de defender su territorio urbano que el resto de las especies del mundo rural.

¿Cómo nos podría afectar esto a nosotros?

Según la investigación publicada recientemente en una revista científica, ha sido realizada por investigadores de un instituto de una universidad de Blacksburg, Virginia, Estados Unidos. Cuyo trabajo sugiere que el comportamiento más violento de los pájaros urbanos se debe a que cuentan con menos lugares para vivir, pero más recursos para defenderse.

Ya que, al vivir entre humanos se proporciona en cierto modo mejor alimento y refugio, pero esto acarrea mayor competencia para hacerse con recursos, son más limitados.

Los científicos se dieron a la tarea de medir el nivel de agresividad territorial de los machos de Gorrión melódico o cuyo nombre científico es Melospiza Melodia, especie muy extendida en Norteamérica, en diferentes áreas rurales y suburbiales de una región de Virginia, EEUU.

En concreto, reprodujeron en cada espacio la grabación del canto de este pájaro y observaron las reacciones de los habitantes de la zona ante la introducción.

En los lugares más poblados, los gorriones se acercaban más al altavoz, moviendo sus alas furiosamente y por consiguiente se unían al canto fuerte del altavoz. Para iniciar un trino más apagado que los investigadores lo asocian con un ataque inminente.

aves-que-se-vuelven-violentas

En cambio, en el caso de que estos animales se ubiquen en el campo, la forma en que reaccionan es un tanto inferior.

Entonces como conclusión de la investigación se apunta que, de acuerdo con los puntos trazados de la ONU que dice que la población mundial alcanzará unos 9.600 millones de habitantes en 2050, es oportuno analizar las variaciones de comportamiento de las aves ante la expansión de nuestra raza.

Todo esto con el fin de garantizar que nuestro hábitat será amigable para la biodiversidad, todo esto lo concluimos de manera que nos referimos que es una investigación bastante buena, para saber cómo actuar en un momento dado viendo que nos acompañan a nuestro alrededor bastantes especies de aves que posiblemente no les seamos amigables en ningún aspecto.